CRITICA EN LINEA 

 

S E C C I O N E S

EPASA EN LINEA

PANAMA AMERICA

DIAaDIA EN LINEA

REVISTA SIETE!


primera plana

portada

al cierre

nacional

política

opinión

economía

el pueblo habla

comunidad

provincias

nuestra tierra

deportes

viva

vida nueva

sucesos

 



  DEPORTES

ORIGEN DE UN TALENTO : AQUEL BUSCADOR DE PELOTEROS...
¡Cuando nacen las estrellas! Julio Zulueta

José Pineda (jose.pineda@epasa.com) | Crítica en Línea

Imagen foto

Julio Zulueta.

No es fácil encontrar a un pelotero de Grandes Ligas. No es tan sencillo mirar el presente y mirar el futuro. Transformar al jugador de hoy y darle herramientas y corazones para enfrentar los retos de jugar a un gran nivel.

José Casino, herrerano de nacimiento y profesor de educación... sumó hace poco a su segundo pelotero de Grandes Ligas, descubierto en Panamá. Primero fue Julio Zuleta y segundo, Angel Chávez.

"Recuerdo que cuando vi a Julio Zuleta era tan largo y tan flaco como la esperanza del pobre". Eso fue entre 1991 y 1992, cuando Casino descubre a Zuleta.

"En aquellos tiempos, Julio no tenía zapatos para jugar al béisbol, más bien usaba zapatillas, pues en todo Panamá no habían zapatos de talla 12", agregó.

"En algunos momentos, Zuleta entrenaba conmigo en el Instituto Justo Arosemena (IJA) y tratamos de meterlo en la preselección juvenil, pero no le dieron oportunidad". El manager en aquel entonces era el profesor Cristóbal Girón y el coach de los lanzadores, José Casino.

"Llame a Luis Rosas, el director de los Cachorros a nivel internacional y una vez lo vio, lo firmamos...", sostuvo.

Cuenta Casino que tras la firma de Zuleta se fue a los Gigantes de San Francisco y hubo algunas malas interpretaciones. "Cuando salí de los Cachorros se demora el registro del contrato. Inclusive el padre de Julio Zuleta pensaba que no habíamos firmado a su hijo, pero en marzo de 1993 les llegó el bono de 6 mil dólares y una beca de estudio de 12 mil dólares.

"Realmente el bono no hace al pelotero", dijo Casino. Podemos ver que hay una mayoría de jugadores con bonos bajos, pero están en las mayores. Otros consiguen altas sumas de dinero y no llegan muy lejos. Todo depende del trabajo y empreño.

Zuleta juega como profesional en la pelota del Japón. Ya tuvo un paso corto por las mayores junto a los Cubs en el 2000 y 2001.

Anoche llegaban a suelo panameño una delegación japonesa con periodistas, listos para grabar un documental de la vida del gigante de 6 pies y 5 pulgadas y 235 libras de peso, Julio Zuleta. Los representantes de la prensa nipona se quedaran dos días y parten de regreso al Oriente entre el miércoles y jueves.

Hoy día Zuleta es una estrella en la pelota nipona. Querido por muchos en el Oriente y recordado por otros en territorio panameño.



OTROS TITULARES

Se acerca Torneo de Karate-Do

Carlos López con oro en el taekwondo

Raquetas Cal y Tapia triunfaron

Coclé define cuartetas

Panamá, último en CODICADER

Lucha sumó una presea de oro

¡Cuando nacen las estrellas! Julio Zulueta

San José se llevó el "chequesón"

Semifinales del soft femenino

Al rojo vivo el softbol en la liga de banqueros

Distritorial de fútbol sigue con buen pie

Sólo Periodistas realiza sorteo para partidos

Red Bull compra a la escudería "Minardi"

¡Ramírez lució inmenso!

Una semana para la historia

"Monjes" por buen camino

Stempel dice que hay que pensar en el futuro

¿Hasta cuándo esta lucha?

No le fue bien

Carlos Rivera goleó

Jornada de la ANAFUFE

Golpistas.com en el béisbol

Estrella carioca está fuera del Sudamericano

Keniano con récord en la medio maratón

Brasil inicia defensa de su título en voleibol

El CONI decidirá entre Roma y Milán

Nalbandian lamenta su derrota ante Federer

Sharapova retoma el liderazgo en la WTA

José Acasuso avanza en Abierto de Rumania

Colombia irá con cinco ciclistas al Mundial

Heras, el Armstrong de la Vuelta a España

¡Difícil comienzo!

César Delgado destacó en la jornada mexicana

Brasil llegó a Perú para ser campeón

Listos detalles para el infantil

Evento por la niñez

 


 

  

 

linea
linea gris
 

   Copyright © 1995-2005, Crítica en Línea-EPASA 
Todos los Derechos Reservados